Home / DE LA MAR AL PLATO / Puerros rellenos con atún y tomates cherry y caballa con gulas

Puerros rellenos con atún y tomates cherry y caballa con gulas

Puerros rellenos de atún con tomates cherry.

¿Con qué?

Cuatro puerros grandes, dos latas de atún del norte en aceite de oliva, un bote de aceitunas, una cebolleta, una docena de tomates cherry, aceite de oliva virgen, sal y pimienta.

¿Cómo?

Se lavan los puerros y se cortan por la mitad, se escaldan un poco en abundante agua con sal gorda. Cuando rompen a hervir se dejan tres minutos, se apaga el fuego y se sacan después de dos minutos a un plato con papel de cocina para que escurran el agua. Cuando estén fríos se saca la parte interna de los puerros dejando que queden cuatro o cinco capas externas. Picamos bien la parte interna y la ponemos en una sartén con dos cucharadas de aceite, media cebolleta y, al estar pochadas, añadimos el atún del norte escurrido y desmenuzado, unas cuantas  aceitunas muy picadas y lo mezclamos bien. Salpimentamos y rellenamos con esta mezcla los puerros que vamos colocando en una fuente de horno con los tomates cherry, rociamos un poco de aceite de oliva y pimienta sobre los tomates y los puerros y los introducimos en el horno a 170º C durante quince minutos, moviéndolos de vez en cuando para que no se quemen. Se sirven dos puerros rellenos por comensal y dos tomates cherry. También se puede hacer una bechamel ligera y gratinar los puerros y en vez de entubar, lo que es más fácil para rellenar.

Caballa rellena de gulas.

¿Con qué?

Seis caballas, una bandeja de gulas de cuarto de kilo, tres dientes de ajo, dos guindillas, aceite de oliva virgen, sal, cuatro patatas medianas, dos tomates maduros, una copa de vino blanco y un limón.

¿Cómo?

En la pescadería pedimos que nos limpien las caballas y nos dejen los lomos abiertos. Rociamos un poco de limón una hora antes de preparar las caballas y las dejamos en la nevera. Pelamos y cortamos las patatas en rodajas finas y las colocamos en la base de la fuente de horno, añadimos los tomates pelados y en rodajas sin simiente. Salamos y vertemos un poco de aceite. Sobre esa base colocamos las caballas abiertas, en uno de los lomos ponemos gulas, ajo picado en láminas y guindilla –no mucha- y un poco de aceite de oliva virgen, cerramos el otro lomo y así todas. Una vez colocadas todas las caballas en la fuente, rociamos un poco con aceite y la copa de vino blanco e introducimos en el horno a 170º C durante media hora. Se sirve media caballa  a cada comensal si son de buen tamaño o una si son pequeñas, acompañada de la base de patata y tomate.

 

fuente elplural

Check Also

Los pescadores baten récord en las capturas de doradas del Mar Menor

«Lo nunca visto en toda la vida», exclama un pescador en el muelle de Lo Pagán, …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Translate »
A %d blogueros les gusta esto: