Home / CURIOSO / La pesca recreativa, limitada a puntos específicos en la propuesta del Parque

La pesca recreativa, limitada a puntos específicos en la propuesta del Parque

La pesca recreativa es aquella realizada para entretenimiento o deporte, de forma que las capturas obtenidas no pueden ser objeto de venta o trueque bajo ningún concepto, y requiere estar en posesión de la correspondiente licencia expedida por el Gobierno de Canarias.

La actividad pesquera litoral en Canarias ha tenido en la historia reciente una doble vertiente. Por una parte, se constituyeron poblaciones de pescadores artesanales en muchos puntos del litoral, en las que se combinaban en diferentes proporciones actividades relacionadas con el cabotaje, la pesca, el marisqueo y la agricultura, y en las que los pescadores artesanales disponían de embarcaciones, imprescindibles para las tareas del cabotaje pero que también en ocasiones aprovechaban para pescar.

Por otra parte, la actividad pesquera y marisquera se desarrollaba también por otros habitantes del litoral o de tierra adentro que se acercaban hasta la costa de una forma más ocasional y habitualmente sin disponer de barcos, pescando con caña, liña u otros artes simples desde la orilla o recolectando marisco cuando la marea lo permitía.

La isla de El Hierro cuenta con la mayor proporción de licencias de pesca recreativa del archipiélago, un 17,2% frente al 4,6% de media para Canarias.

Este dato indica que los pescadores recreativos son un colectivo importante en El Hierro, al incluir un porcentaje de la población mucho más elevado que en el resto del archipiélago, cuatro veces más de lo encontrado en Tenerife. Esto constituye un indicador importante de lo relevante que resulta la actividad pesquera recreativa para los herreños.

La presión ejercida sobre el litoral es, sin embargo, menor: si se pone en relación el dato de licencias vigentes con los kilómetros de costa que tiene la isla tenemos 17 licencias por kilómetro.

Tomado este dato como indicador, vemos que la posible presión de este colectivo sobre el medio marino parece ser proporcionalmente mucho menor a la presente en islas como Gran Canaria (con 120 licencias por cada kilómetro de costa), Tenerife (con 114 licencias por cada kilómetro de costa), o al dato para Canarias en su conjunto: 66 licencias por kilómetro de costa.

En cuanto a las modalidades de pesca, en función de los tipos de licencias existentes se puede deducir que la pesca más practicada es aquella que se realiza desde la costa o desde una embarcación sin movimiento (86% de las licencias), seguida de la pesca al curricán (9%) y de la pesca submarina (5%).

Y en relación al crecimiento en el número de licencias hay que resaltar que si bien la proporción de licencias de pesca recreativa en El Hierro es pequeña dentro de Canarias, en El Hierro ha crecido más que en el total del Archipiélago, con una tasa de variación del 27,7% frente al 1,9% en Canarias.

La Ley 30/2014 considera la pesca recreativa como una actividad incompatible con la figura de Parque Nacional, si bien, establece que las administraciones competentes adoptarán las medidas precisas para su eliminación, dentro del plazo que determine la Ley declarativa.

La propuesta de límites del futuro Parque Nacional deja en la zona periférica de protección espacios en torno a la población de La Restinga, hacia ambas vertientes, que posibilitan realizar esta actividad tanto en la orilla como desde embarcación, además de un círculo de 100 metros de radio, centrado en Punta Orchilla, en la que también es posible la pesca recreativa desde la orilla.

No quedará así afectada la pesca recreativa desde costa que desarrollan los herreños y turistas en el entorno de La Restinga, y que constituye una actividad relevante para un determinado segmento de turismo, sobre todo durante los periodos vacacionales.

“La mayor parte de estos turistas no se desplazan hasta las zonas más inaccesibles del Mar de Las Calmas, y su actividad podrá continuar en gran medida inalterada, debiendo mantenerse zonas habilitadas a tal efecto en el entorno de La Restinga y la reserva marina. Ello parece perfectamente posible, con lo cual la llegada de visitantes, especialmente canarios, podría incluso incrementarse”, expone el documento-propuesta del Ministerio.

Por otra parte, la propuesta de Parque Nacional, afecta parcialmente a una de las zonas de pesca submarina, comprendida entre punta Orchilla y la punta de la Sal, en el extremo oeste de la Isla. Esta zona se encuentra asignada para esta actividad desde 1986 (ORDEN de 30 de octubre de 1986 por la que se establecen las zonas acotadas del Archipiélago Canario donde se permite la práctica de la pesca deportiva submarina, BOC 12 Noviembre de 1986).

fuente eldiario

Check Also

Dos detenidos, uno menor, por robar material de pesca y venderlo por whatsapp

La Policía Nacional ha detenido en Andújar a dos jóvenes que presuntamente asaltaron un almacén …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Translate »