Home / BIOLOGIA / Consecuencias de la sobreexplotación pesquera

Consecuencias de la sobreexplotación pesquera

En el mundo existe una sobre pesca incontrolada, que si bien alimenta a miles de millones de personas en todos los continentes, está dejando al mar sin peces, sin alimento, sin recursos y del mismo modo lo está contaminando.

Según la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura, el 90% de los peces están siendo comercializados en cifras insostenibles y estratosféricas. En el mismo informe se evidenció que la población de atún -de aleta azul del Pacífico- ha disminuido un 97% a manos de la sobre pesca.

Si bien hay muchos países involucrados en la sobreexplotación de la vida marina para ser consumida, China es el mayor responsable de esto; su población consume ⅓ de la pesca mundial.

Sin ir muy lejos, cerca del 54% de la pesca ilegal está a manos de barcos chinos. Aun cuando la mayor preocupación está en el impacto económico, es gracias a esto que se ha podido evidenciar las cifras de pesca, además de las zonas en las que se están llevando a cabo las actividades ilícitas.

La pesca sostenible no tiene una definición específica, ni de lo que significa, ni de como se hace, debido a que nadie se ha tomado la tarea de hacerlo, sin embargo, tiene implicancias, siendo la preocupación por la densidad de peces y por los impactos ambientales que conlleva.

La manera más fácil de evitar los impactos de este comercio es llevar una dieta o comercio libre de pescado, sin embargo, es necesario entender que no todas las personas pueden hacerlo o, por otro lado, dependen de la comercialización de estos animales como alimentación para el sustento de su vida, de hecho en Chile representa el 16% del PIB.

Hay que destacar que la pesca, a los niveles en los que se están llevando a cabo ahora, afecta a la biodiversidad del mar, empezando con la disminución de la población de los peces comercializados, que son el 33% de los habitantes marinos, terminando en una irrupción del ciclo de alimentación y vida de los animales involucrados.

Aquí entra otro problema; la pesca de arrastre, ya que esta actividad al no estar regulada, no cuenta con las condiciones mínimas para pescar específicamente a los animales que buscan, arrastrando también a delfines, manta rayas, calamares, tiburones, entre otros, que terminan siendo desperdicio pesquero, puesto que no son consumidos por el mercado.

Foto de Vasily Baranov en Pexels.

Check Also

SharkGuard, el nuevo dispositivo que protege a los tiburones de los anzuelos generando campos eléctricos

Es triste que las especies de tiburones amenazadas sean capturadas habitualmente con artes de pesca …

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: